Advertencias relacionadas con los fármacos para dormir

Advertencias relacionadas con los fármacos para dormir

461
Compartir

La costumbre común de autorecetarse fármacos para conciliar el sueño pudiera estar dañando a millones de personas. Muchos de ellos no reconocen que el insomnio puede ser un síntoma de un problema serio.

Se ha llevado a cabo un sondeo entre 2,077 personas por la Royal Pharmaceutical Society para indagar más sobre sus hábitos de sueño y la utilización de fármados en esa población.

Entre los resultados surgió el dato que más de la mitad de las personas que padecen insomnio, sin haber recibido un diagnóstico, se han automedicado fármacos sin consultar al médico.

Los problemas para dormir con el resultado de problemas de índole física y mental que lógicamente deben ser tratados.

Los investigadores mencionan que entre las posibles causas de trastornos del sueño se pudieran encontrar el asma, enfermedades del corazón, esquizofrenia, ansiedad o depresión. También problemas hormonales y la enfermedad de Alzheimer.

Sin embargo el insomnio no solamente se refiere a la dificultad para dormir, también es no dormir las suficientes horas de sueño o hasta quedarse despierto durante la noche.

El estudio, que se llevó a cabo en el Reino Unido, determinó que es posible que uno de cada 3 britanicos sufran de insomnio.

Y en Estados Unidos se encontró que hasta el 58% de los adultos experimenta el trastorno varias noches a la semana.

Lo interesante del estudio es que un 30% de personas informaron que habian consumido pastillas para dormir sin consultar al médico. Y el 14% mencionó tomarlas ya durante seis meses.

La principal preocupación es que al consumir a largo plazo una pastilla para dormir, que nos hemos autorecetado, podriamos estar tratando el síntoma en lugar de combatir la causa de raiz del problema.

A corto plazo pueden ser efectivos para el insomnio leve, pero consumirla durante períodos largos sin consultar con el médido puede esconder problemas más serios de salud que empeorarán si no se les trata.

Aunque los problemas para dormir pueden afectar a casi cualquier adulta en determinado momento de su vida, este trastorno se convierte en un problema cuando la falta de sueño afecta la vida diaria del individuo.

El insomnio puede resultar en cansancio excesivo durante el dia, infecciones constantes, dificultades para concentrarse, irritabilidad, problemas en el trabajo y social, además de una incapacidad generalizada para enfrentar diferentes tareas diarias.

Hay varias técnicas sencillas como inicio de tratamiento para el insomnio: irse a acostar y levantarse a la misma hora todos los días, dejar de consumir cafeína y alcohol en las noches y evitar comer en exceso en la noche.